Los economistas y sus íntimos pensamientos

economia 5

En el año del señor del 2016, año que supongo será tan olvidable como los 2.015 anteriores.

Hace rato que no me despacho contra ellos, y no por que no hagan los meritos suficientes ; Es que me resultan algo cansadores y aburridos.

Pero no quiero hablar de sus estúpidas teorías, sino de lo que ellos piensan de si mismos.

Aunque vos no vas a creerlo, ellos se consideran muy especiales ; En verdad no se si todos ellos, pero si unos cuantos.

Te lo voy a decir despacito, –Se consideran benefactores de la humanidad-

No te rías, no estoy hablando del idiota de tu vecino que se recibió de economista, como se podía haber recibido de podólogo, si no se hubiera equivocado de dirección.

Estoy hablando de tipos que hicieron fama.

Te lo voy a decir otra vez despacito ; Según esta fauna, ellos acabaron con la pobreza abyecta que acompañó a la humanidad a través de la historia ; Así de simple.

Creeme no se les mueve un pelo cuando dicen semejantes cosas.

Podemos dividir la historia de las ¨ciencias¨ económicas, en tres grandes fases:

Hasta mediados del siglo XIX, esa ¨ciencia¨ se ocupaba mayormente de lo que no podía hacerse.

A partir de ahí y por unos 100 años, se ocupó de lo que podía hacerse.

Después se empezaron a preguntar, ¿Pero que carajo podríamos llegar a hacer?

Todo eso siempre a partir de sus teorías.

Mientas el mundo seguía avanzando con sus nuevas realidades ; Guerras tecnológicas y a tiros, mediante.

El resto del mundo y sus cosas, no era algo que les preocupara.

Por siglos su única procuración fue quien era el dueño de las tierras y de cómo obtenía sus rentas.

Como vos te estarás dando cuenta, la posesión de las tierras, hoy día no le quita el sueño a nadie.

La tecnología, sus avances, quienes disponían de esas tecnologías y lo que se podría lograr con esas tecnologías, se lo pasaban por el forro de sus pelotas.

Marx y Engels se pasparon las pelotas de tanto refregarse la tecnología por ellas.

Ellos se habían centrado en algo llamado Plusvalía, y por poco arrastran al mundo a un holocausto por algo que ya nadie recuerda que carajo es eso.

economistas 4

A partir del siglo XVIII y hasta fines de siglo XIX, primero tímidamente y luego aceleradamente, los pobres dejaron de estar aislados y las ciudades crecían más y más.

La revolución francesa fue una de sus consecuencias.

Las fábricas se abrían en las ciudades.

Las tecnologías al posibilitar las distintas industrias, en fábricas con cientos o miles de asalariados reunidos, fue la chispa que provocó a través de la formación de sindicatos la revolución social que todos vivimos.

economistas 6

Al principio esto se basó en el modelo aristocrático que tenía siglos de vigencia, lo cual provocó miserias sociales y humanas que nos avergüenzan como seres humanos.

Las excelentes historias narradas por Dickens nos dejaron vislumbrar ese nuevo mundo.

dickens

Pero resultaba inevitable, era lo que se conocía y mal que mal, funcionaba.

Años después, un empresario llamado Ford, con una nueva visión, logró más bienestar y progreso para sus empleados (de acuerdo a los cánones de la época), que toda la palabrería marxista, o de cualquier otro economista de la época.

economistas 5

Y lo provocó basándose en su propio egoísmo y conveniencia, todo sin una pizca de altruismo ; Pero pensando en el mundo que se venía y no con mente de aristócrata.

Como te estarás maliciando, hasta aquí los economistas no pinchan ni cortan.

La economía en definitiva, siempre es política.

Y las relaciones políticas son las que determinan como se reparte la torta.

Lo que los economistas con buen tino trataron de explicar después, es que primero hay que tener una torta para repartir, y también que se debía tener la capacidad de hacer muchas más.

Los marxistas y los populistas en general, no lo consideraron necesario ; Así les fue a ellos y a nosotros.

¿Y los filósofos?, bien gracias ; otros a los que la realidad se los llevó puestos.

Lector 1: pero hoy en día eso ya no pasa, los grandes economistas y filósofos asumieron las ventajas de las tecnologías, las comprenden y aprovechan.

Lector 2: Claro, están a la vanguardia del progreso y de la justicia social con sus modelos matemáticos.

Lector 3: De alguna manera garantizan la vigencia de las libertades dentro del progreso social.

El autor: Disculpen mis risotadas, deben ser los nervios.

Internet los tiene de rodillas.

La velocidad de respuestas de los mercados globales y la forma en que estamos interconectados, no les permite a los grandes bancos centrales y otros grandes conglomerados económicos, comprender en el berenjenal en que están metidos.

Siempre reaccionan tarde y mal.

Estamos hablando de los mejores equipos disponibles y con ingentes recursos.

El tema es que casi todos están esperando a un cisne negro ; La primera vez que pasó nadie lo esperaba.

¿Pero que pasa si no aparece ningún cisne negro?

Como dice mi tío Eulogio, ¨Me pase la mayor parte de mi vida preocupándome por cosas que jamás sucedieron¨.

Y aparecen cosas como los yihadistas que provocan muchísimo miedo y desastres, con tipos que se inmolan llevándose puestos a cualquiera ; Invocando razones delirantes.

Tal es así que en cuanto alguien escucha, ¨Alá es grande¨, salta por la ventana aunque esté en un piso 43, como si fuera el hombre araña ; Y eso en cualquier lugar del mundo.

Los que viajan, por el motivo que sea, sufren esta situación permanentemente, y si tienen suerte, solo con múltiples incomodidades.

Me cansé, tal vez lo continúe.

Pero antes de terminar, quiero responder a tu pregunta mental, –¿Pero esto tiene solución?–

-Bueno, no se va acabar el mundo…

Ahora, si estás pensando en una buena y agradable solución…

¿Sabés que?, no apostaría por eso.

♣ Rubén Ardosain ♣

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Anuncios

2 comentarios en “Los economistas y sus íntimos pensamientos

  1. La economía es una profesión curiosa, donde dos afirmaciones opuestas y mutuamente excluyentes entre sí pueden ser simultáneamente válidas.

    Coincido plenamente, es un acto netamente político. La teoría económica no es mas que el marco teórico para justificar un método preferido de diivision de la torta.

    En mi opinión, la creación de mas torta no cambia el método de división ni la voluntad de todos de quedarse con mas torta.

    Premio Nobel para todos.

    • Sucede algo similar con las creencias.

      Si creés que algo no lo podés lograr o hacer, es cierto.

      Y si creés que si, lo podes lograr o hacer, también es cierto.

      Rubén Ardosain

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s